domingo, 6 de marzo de 2016

Las Islas Baleares, más cerca de prohibir las corridas de toros

El grupo parlamentario Podem Illes Baleares presentó el pasado viernes una Proposición de Ley para garantizar la protección integral de los animales sin excepciones. La propuesta incluye la prohibición de las corridas de toros, entre otros espectáculos en los que se maltraten animales, como el tiro al pichón o los 'correbous'.

La Proposición No de Ley ha sido impulsada por Podemos y apoyada por Més per Mallorca, Més per Menorca y el grupo parlamentario Socialista, así como por la asociación animalista Libera! y la fundación Franz Weber.

La Islas Baleares se convertirán de esta forma en la tercera comunidad autónoma en prohibir las corridas de toros en España y la primera en impulsar una ley protección animal de forma integral.

El objetivo de esta Proposición es "avanzar hacia unos parámetros de bienestar animal que ahora mismo no recoge la legislación", según Libera!. En este sentido, además de la prohibición de la tauromaquia, incluye tres medidas más que no están recogidas en la normativa actual.

Así, la caza de pichones y codornices, los 'correbous', y otros espectáculos y competiciones que usen y maltraten animales, como los circos con animales, quedarán abolidos en caso de que la ley salga adelante.

"Se considera que tener animales salvajes en cautividad para exhibirlos en espectáculos de doma es una forma de maltrato animal", explica Libera! en relación a esta última prohibición.

"Los países con mejor bienestar social disponen de las más avanzadas leyes de protección animal, pues toda medida que fomente la cultura de paz y la no violencia es positiva para la sociedad en su conjunto", afirma el director de Fundación Franz Weber en el Sur de Europa y Latinoamérica, Leonardo Anselmi en relación a la proposición de ley.

Aselmi señala, además, que el mérito de la futura ley corresponde a una sociedad "cuyo nivel de evolución y progreso moral ha dejado atrás la crueldad es una sociedad del siglo XXI y que por tanto se merece una ley del siglo XXI".

"La demanda social es la que ha cuestionado la necesidad de ampliación de la actual ley de protección de los animales", afirma en este sentido Podem Illes Balears. Una ampliación de ley que es consecuencia de este rechazo social por parte de gran parte de la sociedad balear, así como de las continuas campañas y mociones llevadas a cabo por activistas animalistas, que han logrado declaraciones antitaurinas en numerosos ayuntamientos baleares en los últimos dos años.

"Estos ayuntamientos han declarado una posición contraria a la tauromaquia" explica Anna Mulá, asesora jurídica de la Fundación Franz Weber, a Público, pero aclara que "quien realmente tiene las competencias para prohibirlo de manera vinculante es la comunidad autónoma".

Fuente: Público

0 comentarios:

Publicar un comentario

Comente con respeto.

 
Diseño de 'WordPress Themes' y render de Lasantha