martes, 12 de abril de 2016

Mario Conde daba lecciones sobre paraísos fiscales hace una semana en Intereconomía

Mario Conde no tenía ni idea hace una semana que iba a volver a ser detenido. El exbanquero comparecía, como es habitual, en el programa El gato al agua de Intereconomía para ofrecer su opinión, entre otros muchos temas, sobre los papeles de Panamá y daba lecciones a los presentes en la tertulia sobre cómo funcionan los paraísos fiscales.

Conde ha sido detenido este lunes por la mañana por delitos de blanqueo de capitales y contra la Hacienda Pública, al repatriar en los últimos diecisiete años más de 13 millones de euros que provendrían de las cantidades saqueadas a Banesto, la entidad bancaria que presidió desde 1987 a 1993.

Conde había creado un entramado de sociedades para repatriar ese dinero saqueado a la entidad bancaria, que presentó un agujero patrimonial de más de 3.600 millones de euros, y precisamente lo hacía desde cuentas radicadas en Suiza -un paraíso fiscal- y el Reino Unido. Junto a él, también han sido detenidos sus dos hijos, su yerno y sus testaferros.

El lunes pasado, Conde definía lo que es un paraíso fiscal de la siguiente manera: "Es un estado soberano de la comunidad internacional que dicta unas normas legales dentro de su territorio por cuya virtud aplica unos tipos impositivos y unas ventajas o un secreto bancario distintos a los que se aplican en el mundo occidental".

Y se lamentaba de la "demagogia" que existe al respecto cuando se trata "automáticamente como un delincuente común" a "un señor tiene una empresa ubicada en un paraíso fiscal". Por lo que dejaba claro que "tener una sociedad en Panamá o en cualquier otro paraíso no es en sí mismo un delito".

Es más, ponía como ejemplo que "en la época de Banesto nosotros teníamos empresas radicadas en paraísos fiscales". Hay que recordar que Mario Conde fue condenado por el Tribunal Supremo a 20 años de cárcel por el agujero que dejó en la entidad, de la que fue destituido en 1993.

Continuando con su alegato, Conde consideraba que "la ignorancia es tan absolutamente brutal que no se sabe que a) esas empresas están auditadas, b) pertenecen a lo que se llama el perímetro de audimetría y consolidación, c) sus beneficios están controlados, d) que se declaran dentro de las cuentas del grupo y e) pagan impuestos".

Y consideraba que en el mundo occidental existe "un cierto cinismo" porque "de la misma manera que Inglaterra establece unos tipos impositivos altísimos, genera un Hong Kong con unos tipos bajísimos. EEUU con Caiman Islands, Japón con Nauru, Europa con Liechtenstein...". A la vez que ahondaba en la idea de que "los estados occidentales, al mismo tiempo que tienen unos tipos impositivos que presionan a la clase media, permiten la utilización de determinados paraísos fiscales a los que por definición solo tienen acceso las personas con un poder económico determinado".

"El delito no consiste en tener una sociedad en Panamá, el delito consiste en utilizar una sociedad en Panamá para generar a) dinero negro, b) para no tributar y c)para guardarlo en tus bolsillos", finalizada su clase magistral el exbanquero.

Una semana después, el juez ha ordenado su detención, acusándole de ocho delitos contra la Hacienda Pública. A los que se suman los de blanqueo de capitales, organización criminal y frustración de la ejecución. Pero es que, además, Mario Conde tiene también el dudoso honor de figurar como la segunda persona física que más debe a la Agencia Tributaria, cifrada en 9,2 millones de euros.

Fuente: Público

0 comentarios:

Publicar un comentario

Comente con respeto.

 
Diseño de 'WordPress Themes' y render de Lasantha