sábado, 26 de diciembre de 2015

El juez acaba la investigación de las ‘tarjetas black’ y propone juzgar a Rato, Blesa y otros 64 exdirectivos

El juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu ha concluido este miércoles la investigación contra los exdirectivos y exconsejeros de Caja Madrid y Bankia que gastaron más de 15 millones con las denominadas tarjetas black y ha propuesto juzgar al expresidente de estas dos entidades Rodrigo Rato, al de la caja madrileña Miguel Blesa y a otros 64 antiguos representantes de la entidad.

En un auto, el titular del Juzgado Central de Instrucción número 4 concluye que los hechos investigados podrían ser constitutivos del delito de administración desleal, en el caso de los imputados que ocuparon cargos en los consejos de administración de ambas entidades, o de apropiación indebida en el del resto de directivos.

Según el juez, existen indicios racionales y fundados de criminalidad contra los miembros del consejo de administración y la Comisión de Control y el resto de ejecutivos de Caja de Madrid y Bankia que recibieron las tarjetas opacas al fisco, que fueron "emitidas sin respaldo contractual alguno" y usadas para "gastos personales y propios”.

La resolución del juez pone de manifiesto que aunque en un principio la emisión de estas tarjetas tuvo como objeto hacer frente a los gastos de representación, “por vía de hecho”, ya que “no existe soporte contractual ni previsión estatutaria, ni decisión de los órganos de gobierno en tal sentido, se acabaría entregando tarjetas tanto a los miembros del consejo, de la comisión de control y de la alta dirección de las entidades con unos fines completamente distintos a los que se han referido (gastos de representación)”.

Para Andreu, las black se convirtieron “en una remuneración irregular, de forma que, con un límite mensual según el cargo que ocupase su beneficiario, se podía disponer de su saldo libremente, sin necesidad de justificar el concepto por el que se disponía de cada tarjeta”.

Entre los exdirectivos y exconsejeros que siguen imputados se encuentran, además de Blesa, que gastó 436.688 euros con la tarjeta, y de Rato (44.217 euros), el representante de Izquierda Unida en el consejo de administración José Antonio Moral Santín (456.522 euros); el de CCOO Francisco Baquero (266.433 euros); el exsecretario de Estado de Hacienda del PP Estanislao Rodríguez-Ponga (255.372 euros); el del PSOE Antonio Romero (252.009 euros); o el exintegrante del Gobierno del PP madrileño Pablo Abejas (246.715 euros).

El magistrado también acuerda que se prosigan las actuaciones respecto a los directivos, como por ejemplo es el caso de Ildefonso Sánchez Barcoj (484.192 euros); Ricardo Morado (448.318 euros); Matías Amat (389.025 euros); y el exjefe de la Casa Real Rafael Spottorno (223.864 euros).

El magistrado ha dado traslado al fiscal y a las acusaciones personadas para que en el plazo de diez días formulen escrito de acusación solicitando la apertura de juicio oral o el sobreseimiento de la causa.

Fuente: Infolibre

0 comentarios:

Publicar un comentario

Comente con respeto.

 
Diseño de 'WordPress Themes' y render de Lasantha