domingo, 13 de septiembre de 2015

Decenas de miles de personas se manifiestan en las principales ciudades europeas a favor de los refugiados

Miles de personas se manifestaron este sábado en Madrid, al igual que se hizo en las principales capitales europeas, para mostrar su apoyo a la acogida de refugiados ante la crisis humanitaria actual y para pedir una "política europea responsable" para los demandantes de asilo.

La manifestación, que fue convocada por la Asociación Sin Papeles de Madrid y la parroquia San Carlos Borromeo, arrancó a las 18.30 horas de la rotonda de Atocha y finalizó en el Ministerio del Interior.

A esta marcha, en cuya pancarta principal se podía leer "Bienvenidos refugiados", asistieron el candidato de IU a la Presidencia del Gobierno, Alberto Garzón; el tercer teniente de Alcalde del Ayuntamiento de Madrid, Mauricio Valiente; la secretaria general del PSOE-M, Sara Hernández; y el concejal socialista en el Ayuntamiento de Madrid, Antonio Miguel Carmona, entre otros dirigentes de esos partidos y de formaciones como Equo y Podemos.

Tras aceptar la propuesta de la Comisión Europea, la Unión Europea acogerá un total de 120.000 refugiados procedentes de Siria y otros países en conflicto y, de esa cifra total, España acogerá casi 15.000 personas. Los asistentes a la marcha mostraron su apoyo a la llegada de refugiados, aunque apuntaron la necesidad de abordar políticas comunitarias "responsables" en este ámbito.

Garzón aseguró que "es importante" que la Unión Europea muestre "su solidaridad y fraternidad" y cambie para "dejar de tratar a las personas como mercancías subastadas". "Es muy importante entender que las guerras de las que se huyen tienen causas políticas y responsables", afirmó, insistiendo en que "la solución" de los conflictos "no puede ser nunca bombardear países".

El candidato de IU a la Moncloa incidió en la necesidad de sacar el lema No a la guerra, al mismo tiempo que criticó la gestión del Gobierno de Mariano Rajoy en la crisis humanitaria. En su opinión, los gobiernos deben ser "solidarios y dar ejemplo". Sin embargo, considera que la actitud del Ejecutivo español actual "es inaceptable".

Pisos para refugiados

Por su parte, el concejal socialista en el Ayuntamiento de Madrid, Antonio Miguel Carmona, pidió que "se abran pisos" propiedad del Consistorio que se encuentran "vacíos" para acoger a los refugiados.

En declaraciones a los periodistas durante la manifestación, Carmona declaró que "es fundamental" pedir al Gobierno que "reaccione ante el ataque a mucha gente que está sufriendo el abandono en sus pueblos".

Sara Hernández, secretaria general del PSOE-M, pidió al Ejecutivo de Mariano Rajoy "que no mire para otro lado" y que deje claro las actuaciones que se van a llevar a cabo en relación a los refugiados sirios. A su juicio, el Gobierno ha sido "superado por la solidaridad ciudadana" así como por las acciones llevadas a cabo por los ayuntamientos y comunidades autónomas.

En esta misma línea se manifestó la portavoz del PSOE-M en el Ayuntamiento de Madrid, Purificación Causapié, que reiteró la petición de su partido al Gobierno municipal de poner a disposición de los refugiados los recursos para que cuenten con derechos a su llegada.

Por otro lado, el tercer teniente de Alcalde del Ayuntamiento de Madrid, Mauricio Valiente, declaró a los periodistas que las instituciones se están ahora coordinando para que la ayuda a los refugiados sea "coherente y sostenible". "Se están dando pasos en la correcta dirección", afirmó.

Las marchas de este sábado se celebran dos días antes de que los ministros europeos de Interior y Justicia se reúnan en Bruselas para determinar una respuesta de la Unión Europea a la crisis migratoria y humanitaria actual.

Europa sale a la calle

Decenas de miles de personas participaron este sábado en las manifestaciones convocadas en las principales ciudades europeas en apoyo a los refugiados e inmigrantes que llegan a Europa desde países como Siria. Estas protestas chocaban de frente con las marchas convocadas contra la entrada de estos migrantes, según informó Europa Press.

En Londres, activistas, políticos y músicos unieron sus voces en Hyde Park Corner para pedir al primer ministro, David Cameron, que acoja a un mayor número de refugiados. Entre las pancartas podían leerse consignas como "Abrid las fronteras" o "Refugiados sí". La marcha concluyó ante la sede del Gobierno, en Dawning Street, según informó la BBC.

En La Haya (Países Bajos) se celebró una concentración silenciosa, mientras que en Estocolmo (Suecia) un millar de personas se concentraron para pedir más generosidad con los refugiados. "Suecia puede hacer mucho más no solo por su capacidad, sino porque tiene junto a la UE cierta responsabilidad por el conflicto de Siria", argumentó Joakim, un manifestante de 38 años que participaba en la marcha con sus dos hijos.

También fue multitudinaria la manifestación de Copenhague (Dinamarca), donde 30.000 personas se manifestaron frente a la sede del Parlamento danés y corearon consignas como "Que se oiga alto y claro: los refugiados son bienvenidos aquí".

En Padborg, en la frontera alemana, unas 400 personas apoyaron a los refugiados. Mientras tanto, 150 personas secundaron la convocatoria contra la entrada de extranjeros y pidieron el cierre de la frontera.

En Francia se celebraron manifestaciones en Niza, Metz, Lyon y Aviñón. En Berlín y Hamburgo (Alemania), varios miles de manifestantes defendieron la solidaridad con los refugiados y reivindicaron la diversidad.

Al otro lado del planeta, en Sídney (Australia), se celebró una marcha en solidaridad con la "jornada de acción" convocada en Europa y para pedir al Gobierno australiano una mayor implicación para paliar la crisis.

En Polonia, por el contrario, unas 5.000 personas se congregaron para corear consignas antiislámicas, frente a un millar que protestaba y apoyaba a los refugiados. En Varsovia, un grupo de manifestantes de extrema derecha se separó de la columna y agredió a un ciudadano negro.

"Yo no quiero refugiados ni Islam en República Checa" era una de las pancartas exhibidas por los manifestantes de Praga. Otro cartel rezaba "La solución es echarlos de la UE". En Bratislava (Eslovaquia) también se celebró una manifestación contra los refugiados.

Fuente: Infolibre

0 comentarios:

Publicar un comentario

Comente con respeto.

 
Diseño de 'WordPress Themes' y render de Lasantha