viernes, 2 de mayo de 2014

Esperanza Aguirre se gastó ocho millones de euros en promocionar el 2 de mayo en plena crisis

La política que presume de rechazar las "mamandurrias" se gastó al menos ocho millones de euros en promocionar –en tres años de plena crisis– la festividad del Dos de Mayo, que conmemora el levantamiento de los madrileños contra las tropas napoleónicas. Esperanza Aguirre creó la Fundación Dos de Mayo, Nación y Libertad con ese propósito y para cumplir su objetivo Caja Madrid, a través de su correspondiente fundación, financió su actividad.

Solo en el año del bicentenario, la Fundación Dos de Mayo se gastó 5,1 millones de euros en publicaciones y otras actividades, como exposiciones o espectáculos teatrales, para dar a conocer a los madrileños los hechos que entonces se festejaban, según reflejan las cuentas a las que ha tenido acceso eldiario.es. El entonces director de la Fundación Caja Madrid, Rafael Spottorno, protestó desde el principio por las "disparatadas" cifras que había presupuestado la entidad a la que tenían que financiar. En un email que Spottorno envió a Miguel Blesa en diciembre de 2007 le confesó que había tenido que "ocultar" algunos de esos números para conseguir el apoyo del patronato. En ese mensaje, explicaba al presidente de la caja de ahorros que había tenido que elaborar "una presentación mínimamente digna y voluntariamente algo prolija para pedirle al patronato los diez millones de euros".

"Preveo que el debate sobre este tema no será demasiado pacífico, pero confío en sacarlo adelante –expresó Spottorno–. He ocultado las cifras presupuestadas para cada actividad concreta porque algunas son tan disparatadas que no me siento capaz de defenderlas, por lo que las agrupo por bloques de actividad, como fórmula más difuminada", setenciaba el correo. "El asunto es para nota", le respondió Blesa.

Entre esas cifras "disparatadas" a las que aludía el actual jefe de la Casa Real se encontraba un gasto de 2.121.230 euros destinado a la edición de publicaciones que corrían a cargo, fundamentalmente, de Espasa (Planeta), Unidad Editorial (empresa editora del periódico El Mundo) y Vocento (editora de ABC). Como ya publicó eldiario.es, la transferencia de fondos millonarios a ciertos medios de comunicación llevó a Spottorno a denunciar ante Blesa el "despilfarro" y la "desvergüenza" de la fundación estrella de Aguirre.

En ese correo, enviado en junio de 2009, el director de la fundación se negaba ante el gerente de la Fundación Dos de Mayo, Enrique Ossorio, a patrocinar ejemplares de una publicación sobre la Guerra de la Independencia en la revista La Aventura de la Historia. "Estamos poco a poco transfiriendo, por intermedio de la Fundación Dos de Mayo, Nación y Libertad, recursos de la Fundación Caja Madrid a determinados grupos de medios de comunicación, muy destacadamente a Unidad Editorial", expresaba Spottorno: "Hasta ahora llevábamos 575.790 euros de un proyecto denominado Historia completa de la Guerra de la Independencia (que al parecer no era tan completa, porque, según se ve, sigue) de la revista La Aventura de la Historia y otros 750.000 del encarte de los Episodios Nacionales en El Mundo. Total 1.325.000 euros".

Otro de los gastos importantes de la fundación estrella de Esperanza Aguirre fue la celebración de espectáculos para conmemorar los fastos. Solo por dos representaciones (la del motín de Aranjuez -Puerta del Sol- y la de la batalla de Somosierra) la entidad pagó 1,7 millones de euros en 2008, según la contabilidad de la fundación. Siete exposiciones supusieron 601.732 euros del presupuesto.

No obstante, la fundación encargada exclusivamente de promocionar el bicentenario no financió 'Madrid Dos de Mayo: Un pueblo, una nación", exposición de la que el comisario fue el escritor Arturo Pérez Reverte. El pago de esa muestra debió correr directamente a cargo del Gobierno que entonces presidía Aguirre. Reverte confesó que cobró por ser comisario de esa exposición 300.000 euros. No lo hizo en ese momento, sino al responder a las quejas suscitadas tras revelarse que el Ayuntamiento de Cádiz pretendía pagarle 150.000 euros por organizar una exposición por el aniversario de la Constitución de 1812. El escritor, que ha criticado duramente a los sindicatos por recibir "subvenciones por la cara" y a la "tradicional política, tan española, de subvenciones, ayudas y compras de voto", admitió que la Comunidad de Madrid le pagó el doble de que lo que le ofrecía el Consistorio gaditano.

Además, Esperanza Aguirre pagó 15 millones de euros a través de Telemadrid para que el cineasta José Luis Garci dirigiera la película 'Sangre de Mayo'.

Actividades en un "momento de crisis galopante"

La memoria económica de la Fundación Dos de Mayo revela que la actividad se mantuvo, aunque menguada, durante 2009 y 2010. En esos dos años, los gastos de la entidad fueron de 2,14 millones y 416.052 euros, respectivamente. En el primer caso, además de la aportación de Caja Madrid, el Gobierno de Esperanza Aguirre donó 400.000 euros. Pese a que la actividad se vio reducida, se editaron 11 de las 13 publicaciones presupuestadas por un importe de 407.994 euros. En el apartado de exposiciones, la fundación se limitó a prorrogar una exposición hasta el 6 de enero, lo que supuso un coste de 93.215 euros.

Otros 82.700 euros fueron a parar al Ayuntamiento de Colmenar de Oreja, gobernado por el PP, para la escenificación de los combates con las tropas francesas. El apartado de "espectáculos" de la memoria económica de 2009 solo refleja dos eventos: una representación de acciones militares y un mural gigante en el que participó Vocento. Ambas actividades supusieron un gasto de 725.279 euros. Spottorno también se quejó de las actividades desempeñadas en un "momento de crisis galopante" y destacó el "bonito mural de Vocento", en cuya inauguración la crónica de ABC ni siquiera mencionó la participación de la fundación.

En 2010, la Fundación Dos de Mayo solo percibió ingresos del Gobierno regional: una donación de 300.000 euros a los que la fundación sumó 121.946 del "excedente" del año anterior. La actividad se vio muy reducida: la memoria contiene solo cinco publicaciones -en la que se incluye la memoria anual de 2009- por valor de 114.236 euros; un ciclo de conferencias (5.401 euros); una recreación histórica (10.859 euros); y un concurso escolar (1.790 euros).

A pesar de que la entidad sigue en activo, las cuentas relativas a los ejercicios siguientes aún no se han presentado ante el Registro de Fundaciones de la Comunidad de Madrid, por lo que es imposible tener acceso a ellas.

Una fundación de hombres

Pese a la reducción de la actividad de la fundación tras el aniversario, la entidad tuvo siempre el mismo número de trabajadores: tres (dos fijos y uno con contrato temporal: director, secretario general y secretario) que suponían un gasto de personal que superaba los 230.000 euros. La memoria económica sitúa la "remuneración de la alta dirección" por encima de los 100.000 euros, aunque no matiza si ese concepto está incluido en los gastos de personal ni si esa cuantía corresponde a más de una persona.

La Fundación Dos de Mayo se caracterizó por la inexistencia de la paridad: no tuvo ninguna mujer empleada ni en la dirección de la entidad. En cuanto al patronato, también era mayoritariamente masculino: solo tres mujeres ocuparon un sillón en las reuniones del patronato, entre ellas Esperanza Aguirre, frente a los diez hombres que lo integraban. Al año siguiente el porcentaje se acercó, pero por la marcha de un varón -quedaron nueve frente a tres-. En 2010, el ratio para cumplir con la paridad tampoco se cumplió: el patronato lo integraban entonces ocho hombres y cuatro mujeres.

Fuente: El diario

0 comentarios:

Publicar un comentario

Comente con respeto.

 
Diseño de 'WordPress Themes' y render de Lasantha